CARDENAL MAZARINO BREVIARIO DE LOS POLITICOS PDF

Breviario de los politicos / Breviary of politicians: Cardenal Mazarino: Books – : Breviario De Los Políticos: Título original “Brevyarium Politicorum secundum Rubricas Mazarinicas” traducción de Alejandra Riquer. Colección. : Breviario de los politicos / Breviary of politicians (Spanish Edition ) () by Cardenal Mazarino and a great selection of similar New.

Author: Nitilar Mautaur
Country: Japan
Language: English (Spanish)
Genre: Marketing
Published (Last): 19 November 2004
Pages: 142
PDF File Size: 7.51 Mb
ePub File Size: 7.1 Mb
ISBN: 822-6-40370-246-7
Downloads: 30810
Price: Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader: Votilar

Breviario de los políticos by Giulio Mazzarino (2 star ratings)

Si un asunto es de poca importancia, no le concedas mucho tiempo. Pero si logras volverlos al camino recto, no poloticos brutalmente del rigor a la bondad. Si alguien te visita con el solo objeto de serte grato, para felicitarte, trasmitirte saludos, etc.

Si das una fiesta, invita a tus servidores, porque la plebe es parlanchina y esas gentes hacen y deshacen las reputaciones.

Breviario de los políticos

Que sea bien visible para todos. Si indagas sobre un superior con sirvientes y pajes, toma grandes precauciones. No introduzcas innovaciones extravagantes en tu indumentaria o en el fausto de tus fiestas.

Por eso es preferible aguar-dar a que se arrepientan o se cansen de su mala conducta. Ten maneras de dar que sean originales: Finge la humildad, la ingenuidad, la familiaridad, el buen humor.

Lo mismo ocurre con los sacerdotes que hacen el elogio de sus penitentes, porque no pueden obrar de otro modo, o con los nreviario que hacen el elogio de sus hijos. Ante todo, escucha las razones alegadas por quien defiende una causa, y mira si son buenas. Hay que deslumbrarlos para que no politcios a huronear por todas partes. O bien reserva tus conclusiones. Interroga entonces a ese testigo inesperado: A esto se debe que, de vez en cuando, no sea malo hacer sentir a nuestros sirvientes que abrigamos algunas dudas respecto de ellos.

  LA DISEMINACION DERRIDA PDF

Procura que tu cardwnal, tus gestos, tu continente, tus bromas, lo que dices y la manera de decirlo, tus risas y tus entusiasmos no hieran a nadie ni produzcan suspicacias.

Si alguna vez conviene que salgas de los senderos de la virtud, que esto sea sin adentrarte en los caminos del vicio. Aunque en este caso necesitas utilizar un lenguaje legible e inteligible para todos, mazagino los que mazqrino Trittenheim en su Polygraphia.

Piensa en ello en los banquetes o cuando te invite a su casa.

Y no utilices inmediatamente las informaciones que ellos te hayan dado. No compres nada a un amigo: El principio es el mismo en lo que se refiere a las relaciones entre amos y sirvientes. No te d tampoco a la confidencia diciendo lo que piensas de uno u otro. Administrar el tiempo consagrado a los negocios. No te comprometas, por agradar a alguien, en asuntos que no te sirvan de nada y te tomen mucho tiempo.

Debes, pues, espiar sin mazsrino ver.

Adquirir gravedad Que tus ocupaciones sean conformes breviaario tu estado. No te opongas a lo que gusta al pueblo, ya sean vicios o simplemente tradiciones.

  APSEN REPETITORIJ VIE MATEMATIKE 3 PDF

Si una vez convencido de su error, se mantiene en sus posiciones, es que no obra por las razones que pretende. Usa moderadamente de Venus, cual-quiera que sea tu estado, y esto siguiendo las exigencias de tu temperamento personal.

Breviario de los politicos / Breviary of politicians

Si se te ordena cometer un crimen, gana tiempo y busca un pretexto para zafarte: De lo contrario, lo mejor es tomar la recompensa de tu crimen y desaparecer al punto. No le muestres sus vicios y no le reveles los que se mazarink reprochan, cualquiera que sea la manera en que te lo pida.

Si dictas leyes, que sean las mismas para todos, haz confianza en la virtud.

Porque esto es lo que los interesa y no el honor o la gloria. Tenlo a tu lado en la mesa, en las reuniones, etc. No dictes ley, o lo menos posible. Si debes abandonar un cargo, evita que los re te sucedan sean hombres demasiado visiblemente superiores a ti.